ASÍ ES COMO JOHNSON & JOHNSON INTOXICA A MILLONES DE BEBÉS

Si usted compra un champú especial para su bebé, lo último que espera es que contenga presuntos...


Si usted compra un champú especial para su bebé, lo último que espera es que contenga presuntos o bien cancerígenos conocidos…
Pero si vive en los Estados Unidos, de hecho este podría ser el caso.
Durante los últimos dos años, los grupos de salud y medio ambiente han estado exigiéndole a Jhonson & Jhonson que quiten dos sustancias químicas potencialmente cancerígenas de su champú para bebé.
Uno de estos ingredientes es el quaternium-15, que libera formaldehído, un irritante de las vías respiratorias, de piel y ojos, también conocido como carcinógeno (la exposición al formaldehído ha sido relacionada con la leucemia específicamente).
De acuerdo con SafeCosmetis.org:
“El Grupo de Dermatitis de Contacto de Norteamérica considera al quaternium-15 como uno de los ingredientes alérgenos que más está en contacto con los niños.”
El otro ingrediente, el 1,4 dioxano, es un “posible carcinógeno” y se encuentra presente en productos de Jhonson & Jhonson:
  • Baby Shampoo
  • Oatmeal Baby Wash
  • Moisture Care Baby Wash, and
  • Aveeno Baby Soothing Relief Creamy Wash
De acuerdo con la CDC; el 1,4 dioxano es un “posible carcinógeno para los humanos y es tóxico para el cerebro, el sistema nervioso central, los riñones e hígado.
Otros ingredientes peligrosos que se encuentran en muchos champús y productos de cuidado personal incluyen, DEA y el glicol de propileno. Los productos para bebés que contienen, bromo 2, nitropropano 2, 3-DIOL, borato de sodio y oxibenzona, también deberían ser evitados.
Para evitar riesgos de toxicidad, busque el sello de la USDA que certifica el producto como orgánico y/o utilice la base de datos del Grupo de Trabajo Ambiental llamada Skin Deep para evaluar los productos antes de tomar la decisión de comprarlos.
Movimientos de acción incluyen elegir unos productos más seguros, negándose a comprar el champú para bebés de J&J hasta que la compañía se decida a quitar los ingredientes tóxicos, firmando la petición de Jhonson & Jhonson y contactando a su congresista para apoyar la Ley de Cosméticos Seguros del 2011.

Jhonson & Jhonson respondió hace poco, declarando que:

“Hemos dejado de utilizar conservadores que liberan pequeñas cantidades de formaldehído para evitar la contaminación bacteriana. Esta tecnología de conservadores, que se utilizan mucho en nuestra industria es segura y ha sido aprobada en los países en donde se venden…En los últimos dos años, hemos reducido el número de fórmulas a nivel mundial con estos conservadores “liberadores de formaldehído” en un 33 por ciento y dentro de los Estados Unidos la reducción ha sido de más del 60 por ciento.
Estamos terminando está reformulación lo más rápido posible para hacerlo de una manera segura y responsable.
Como parte del proceso de fabricación, hemos hecho un monitoreo exhaustivo para asegurar que la cantidad de rastro del bioproducto conocido como “1,4 dioxano” en cualquiera de nuestros productos esté muy por debajo del nivel que es considerado como seguro por la FDA de los Estados Unidos y por otras agencias reguladoras en todo el mundo.
…Hemos introducido nuevas fórmulas para los consumidores que prefieren los productos naturales, como JOHNSON’S® NATURAL®, una línea que es 98% natural y que no contiene conservadores que liberen formaldehido ni rastros de 1,4 dioxano.”
Sin embargo, aunque puede sonar muy razonable, hay dos “problemas” obvios con la respuesta que dio Jhonson & Jhonson:
  1. Ya se encuentran vendiendo versiones de su champú para bebés libres de carcinógenos en otros países, por lo que es obvio que no sería necesaria una reformulación complicada y
  2. La marca “Natural” de Jhonson no contiene ninguna de estas sustancias químicas, pero cuesta casi el doble que el champú regular. Eso les da DOS fórmulas libres de carcinógenos a su disposición, lo que hace que esta declaración “Estamos terminando está reformulación lo más rápido posible pero haciéndolo de una manera segura y responsable”, parezca  más bien una excusa bastante extraña.
Los países en los que ya se venden los productos de Jhonson & Jhonson libres de quaternium-15, incluyen:
DinamarcaFinlandiaJapónHolanda
NoruegaSudáfricaSuizaReino Unido
“Y no es como si la compañía haya quitados los ingredientes esenciales para cumplir con las restricciones ambientales en esos países. Mientras que algunos han prohibido el uso de quaternium-15, no está claro por qué algunos de estos países están siendo tratados con el champú libre de carcinógenos.”

Guía General Para Comprar

Algunas de las pautas generales que debe tomar en cuenta cuando va a comprar un producto de cuidado personal incluyen:
  • Busque el sello de certificación orgánica de la USDA
  • Si no puede pronunciarlo, entonces probablemente no debe ponerlo sobre su piel. Pregúntese a usted mismo, “¿me comería esto?”
  • Busque productos libres de fragancias. Una fragancia artificial puede contener cientos e incluso miles de sustancias químicas y las fragancias son la causa principal de las reacciones alérgicas.
  • Ponga atención al orden en que vienen enlistados los ingredientes. Los fabricantes están obligados a enlistar los ingredientes en orden decreciente según el volumen, lo que significa que los primeros ingredientes son los que más contiene el producto. Si el extracto de caléndula es el último ingrediente de una larga lista, entonces su gel de baño de caléndula no es muy natural.
  • Compre productos que vengan es botellas de vidrio en lugar de botellas de plástico, ya que las sustancias químicas pueden filtrarse del plástico al contenido. El bisfenol A (BPA) es un gran problema, asegúrese que su envase de plástico no contenga BPA.
  • Busque productos que sean hechos por compañías preocupadas por el medio ambiente y por lo animales, que esté comprometida con las prácticas comerciales orgánicas y sostenibles
Hay una razón para preocuparse de las muchas sustancias químicas tóxicas a las que sus hijos están expuestos diariamente, ya que cada exposición se acumula en una carga tóxica a largo plazo. Para más información, le recomiendo leer el libro de la Dra. Doris Rapp llamado “Our Toxic World: A Wake Up Call”. La Dra. Rapp hace un buen trabajo enseñando las muchas maneras en las que usted puede estar expuesto a sustancias químicas tóxicas y cómo cobran un precio muy alto a su salud, contribuyendo con muchas de las enfermedades crónicas que son tan comunes en la actualidad.
Ahora ya lo saben… Mucho cuidado con productos de la marca Johnson & Johnson. Sus publicidades televisivas están hechas para gustar. Pero sus productos no están hechos para tratar a los niños más sensibles.

Related

NOTICIAS 2396923921240794044

Follow Us

Hot in week

Recent

Comments

item